Amar es más que un sentimiento, es una decisión.
Un hombre fue a visitar a un sabio consejero y le confesó que ya no amaba a su esposa y que por eso pensaba dejarla. El consejero, lo escuchó atentamente, lo miró a los ojos y solamente le dijo una palabra: ÁMALA
Es que ya no siento nada por ella le explicó el hombre. Una vez más, el consejero le dijo: ÁMALA
Ante un momento de silencio, el viejo sabio, agregó: AMAR, es una decisión; AMAR, es dedicación y entrega; AMAR, es un verbo y el fruto de esa acción es el AMOR.
Ama a tu pareja, acéptala, valórala, respétala, dale afecto y ternura, admírala y compréndela. Eso es todo, ÁMALA.
Si no AMAS a Dios, a tus padres, a tu pareja, a tus amigos, como a ti mismo, el AMOR puede tener estos terribles efectos:




La inteligencia sin Amor, te hace perverso.
La justicia sin Amor, te hace hipócrita.
El éxito sin Amor, te hace arrogante.
La riqueza sin Amor, te hace avaro.
La pobreza sin Amor, te hace resentido.
La belleza sin amor, te hace ridículo.
La verdad sin Amor, te hace hiriente.
La autoridad sin Amor, te hace tirano.
El trabajo sin Amor, te hace esclavo.
La sencillez sin Amor, te envilece.
La oración sin Amor, te hace introvertido.
La ley sin Amor, te esclaviza.
La política sin Amor, te hace ególatra.
La FE sin Amor, te hace fanático.
La Cruz sin Amor, se convierte en tortura.
La vida sin Amor, no tiene sentido.
“Si buscas el verdadero AMOR, sólo lo encontrarás en JESÚS”





Había un hombre que vivía con sus dos hijas. Las niñas eran curiosas e inteligentes y siempre hacían muchas preguntas. A veces el hombre sabía responder pero, otras veces, no tenía ni idea de la respuesta. Como pretendía ofrecerles la mejor educación, mandó las niñas de vacaciones a casa de un sabio que vivía en lo alto de la colina.

El sabio siempre respondía a todas las preguntas sin ningún tipo de duda. Impacientes con el sabio, las niñas decidieron inventar una pregunta que él no pudiera responder.

Así que un día una de ellas capturó una linda mariposa azul con la que pensaba engañar al sabio.

¿Qué vas a hacer?” - le preguntó su hermana.

-Voy a esconder la mariposa entre mis manos y preguntarle al sabio si está viva o muerta. Si él dice que está muerta, abriré mis manos y la dejaré volar. Si dice que está viva, la apretaré y la aplastaré. De esta manera, cualquiera que sea su respuesta, ¡será una respuesta equivocada!

Las dos niñas fueron entonces al encuentro del sabio, que estaba meditando.

-“Tengo aquí una mariposa azul. Dígame, sabio, ¿está viva o muerta?”

Muy calmadamente el sabio sonrió y respondió:

-“Depende de ti... Ella está en tus manos.”

Así es nuestra vida, nuestro presente y nuestro futuro. No debemos culpar a nadie cuando algo falle: somos nosotros los únicos responsables por nuestros errores y malas decisiones.

“Como ocurre con la mariposa azul, nosotros podemos elegir entre la Vida y la Muerte”

Tú decides. . .











Querido Santa:

Te escribo esta carta con un lápiz rojo que mi hijo dejó en la camioneta, en el reverso de un recibo, sentada al volante en la fila del colegio, y quien sabe cuándo volveré a tener un poco de tiempo libre en los próximos 10 años. He sido una buena madre durante todo el año. He alimentado, llevado, traído y cuidado a mis hijos cada vez que lo han necesitado. He visitado con ellos al ortodoncista y la sala de urgencias muchas más veces de las que he visitado a mi ginecólogo. He forrado libros, vendido boletos, boteado para las misiones, recabado latas y periódico; he ido de madrugada a imprimir tareas al ciber porque se descompuso la impresora. 

Pensaba que quizás, ya que no te he pedido nada en los últimos años, esta Navidad podrías traerme algunas cositas. Aquí tienes mis deseos: Me gustarían una nueva cabeza que no doliera tanto y unos brazos delgados pero que fueran lo suficientemente fuertes como para apartar a mis hijos de malas compañías mientras hace una rabieta. También quisiera una linda cabellera, ya que en algún lado perdí la mitad de la que tenía, por ahí del séptimo mes de embarazo. También me gustaría tapicería de auto resistente al yogurt, un estéreo que sólo ponga música para adultos, una televisión que no transmita programas de animales que hablan, y un rinconcito secreto en mi closet donde poderme esconder para hablar por teléfono y revisar mis mensajes. En el aspecto práctico, quisiera una muñeca que hable y diga, "Sí, Mamá" para ayudarme en mi autoestima como madre, junto con dos niños que no peleen, y tres jeans que se abrochen sin necesidad de tanta fuerza. También me gustaría una grabación de monjes tibetanos cantando "Lávateeee los dientes" y "Levántenseeeee en éste momentoooo" ya que mi voz parece estar fuera del alcance auditivo de mis hijos y puede ser escuchada sólo por los vecinos.





Sería maravilloso si hicieras que mis hijos hicieran su tarea y recogieran su cuarto sin necesidad de que mi cara cambie tanto de color. Si fuera tarde para encontrar todo esto, quisiera al menos el tiempo suficiente para cepillarme los dientes y peinarme en la misma mañana, o el lujo de sentarme y comer tranquila la comida caliente. ¿Sería demasiado pedir que pudiéramos llamar "verdura" a los tacos? Me ayudaría a tener la conciencia en paz con respecto a la alimentación de las niños. Bueno Santa, el timbre de salida me indica que terminó mi tiempo y los otros papás quieren avanzar. Mi hijo querrá que le devuelva su lápiz. Que tengas buen viaje y recuerda limpiar tus botas antes de entrar; a esta bendita duela tono chocolate se le nota todo. Puedes comerte las galletas que te dejamos en la mesa, pero cuidado con dejar migas. 


Con cariño: Yo

PD: ¡Ah!... otra cosa, puedes anular todos mis deseos con tal de que hagas que mis hijos crezcan felices, sanos y se conviertan en personas exitosas y de bien.








Dos hombres iban caminando por el campo, al acercarse a un río se encontraron con una mujer que quería cruzar al otro lado, pero que no sabía como hacerlo, ya que no había ningún puente. El primer hombre se ofreció amablemente: –Si quieres podemos llevarte en brazos hasta el otro lado del río; y ella aceptó agradecida su ayuda.

Así que los dos hombres entrelazaron sus manos, la levantaron y la llevaron hasta el otro lado del río. Después de seguir sus caminos, uno de ellos de pronto se quejó amargamente; –¡Mira mi ropa! –dijo. –Está toda sucia de barro por haber cruzado a esa mujer, la espalda me duele y me siento muy cansado.

El otro hombre simplemente sonrió y asintió con su cabeza. Más adelante, el segundo hombre se quejó nuevamente, ya no puedo seguir adelante, me duele todo, todavía siento el esfuerzo, dijo.




El primer hombre miró a su compañero, que ya estaba en el suelo quejándose y le dijo:
–¿Te has preguntado por qué yo no me estoy quejando?, te lo diré: La espalda te duele, porque todavía estás llevando a la mujer en tus brazos, pero yo la bajé apenas cruzamos el río.

Así es como somos nosotros. Llevamos las cargas del pasado sobre nuestros hombros. Ponemos una caja llena de odios, frustraciones, resentimientos, envidias, celos y muchísimas cosas más que, con el pasar de los años, se hace más pesada, hasta que un día, como el hombre de la historia, nos duele hasta el alma por el tremendo esfuerzo.

Jesús te dice:
«Ustedes viven siempre angustiados y preocupados. Vengan a mi, y yo los haré descansar» Mateo: 11:28














Te pido que bendigas a mis amig@s que leen esta oración ahora mismo, les muestres nuevamente tu AMOR y tu PODER. Espíritu Santo, te pido que seas guía para sus almas... Donde hay dolor, dales tu paz y tu misericordia... Donde hay dudas, renuévales la confianza... Donde hay cansancio, te pido que les des entendimiento, paciencia, y fuerza para seguir adelante... Donde hay estancamiento espiritual, te pido que les muestres tu cercanía, para un nuevo comienzo en la FE y que te AMEN INMENSAMENTE... Donde hay miedo, muéstrales amor, y trasmíteles tu fuerza... Donde hay pecado,bloquéalo, haz que este desaparezca.


Bendice sus finanzas, concédeles mas visión de Ti, que tengan el apoyo de sus familiares y amig@s para darles fuerza y valentía... Concédeles a cada uno discernimiento para poder distinguir las fuerzas negativas que pudieran afectarles, y muéstrales el poder que tienen en Ti para superarlo...

Donde hay dolor y enfermedad, SEÑOR pasa tu mano sanadora
 en ese cuerpo enfermo, restaura cada célula,cada órgano dañado y dale vida y salud...
Te ruego me concedas estas peticiones en el nombre de JESÚS.
Amén, amén, amén...

Con amor cristiano, tu amiga@ y herman@ en CRISTO JESÚS...














Cuando la tristeza se apodera de nosotr@s nos entra ganas de llorar. Podemos desahogarnos escribiendo y recordando cosas que pensamos que han sido olvidadas, pero no es así, nunca se olvidan, los recuerdos siempre viven latentes en nosotros. Por eso se llaman "recuerdos", siempre están junto a ti. Muchas veces nos sentimos tan sol@s que la única compañía es nuestro computador, allí escribimos lo que quizás en palabras no logramos decir en vivo. Las tristezas del alma son las mas difíciles de sanar porque son algo que se levanta con nosotros y también se acuesta en nuestra cama. 


Siempre que escribimos algo, es para que otra persona nos lea y sienta que necesitamos algo de ellos, quizás una llamada o simplemente unas palabras de aliento. Cuando llegue el día triste, cuando nada salga bien en nuestras vidas, cuando sintamos que sólo hay cabida para la tristeza… Recordemos los momentos alegres que también tuvimos, pueden haber muchas razones para sentirnos así.






Saquemos partido a nuestra tristeza, escribamos lo que sea, cualquier cosa, algo que nos trajo mucho dolor, quizás el separarnos de ese ser que un día amamos mucho y hoy nos cuesta olvidar, o quizás la distancia de nuestras familias que están en otros países, o la perdida de un ser amado.

La vida es difícil, nada es fácil, debemos reflexionar qué nos causa tanto dolor. Pero estoy segura que siempre que estamos tristes es porque no estamos al lado de la persona que amamos, o quizás estamos al lado de alguien que no tiene que ver ya con nuestros sueños y no somos capaces de decirle que ya no lo amamos, no tenemos valor para enfrentar esa situación, de allí nace la tristeza de nuestra alma.


No olvidemos que la pena y la tristeza son vacíos de nuestras vidas, algo que queremos y no tenemos, ese algo que nos hace despertar queriendo estar en otro lado y en otro momento. Aunque yo soy un(a) convencid@ de que la felicidad son pequeños trozos de tiempo que nos regala la vida, pero lo que dure es bueno, porque no hay nada más lindo que despertar content@ al lado de la persona que amas, que no existen distancias, no existen problemas…
Y cuando sientas que todo es negro, mira hacia el cielo, a Dios, Él te dará las fuerzas que necesitas para sacar la tristeza de tu vida…Tenemos diferentes estados de ánimo cada día, hoy es la tristeza, mañana será la felicidad… Demos gracias por tener un día más para agradecer a Dios por la vida.
Aunque hoy la tristeza se alojó en nuestra vida…Dios es lo único que nos puede sacar de eso y nosotr@s mism@s, que debemos tener la fuerza de querer hacer algo diferente con nuestras vidas.













Bendito Dios, te agradezco por este día.
Te agradezco por poder ver y oír esta mañana.
Soy bendit@ por que eres un Dios comprensivo y de perdón.
Tú has hecho tanto por mí y continúas bendiciéndome cada día.
Perdóname por todo lo que he hecho, dicho o pensado que no
 era agradable para ti.
Por favor mantenme seguro@ alejad@ de todo peligro o daño.
Ayúdame a comenzar este día con una nueva actitud y mucha gratitud.
Déjame hacer lo mejor de cada día para aclarar mi mente y así poder oírte.
Por favor expande mi mente para que pueda aceptar Dios tus designios.
No permitas que me lamente de las cosas sobre las que no tengo 
ningún control.
Permíteme continuar viendo el pecado a través de tus ojos Señor, 
y que pueda reconocer el mal.
Continúa bendiciéndome para que pueda bendecir a otras personas.
Mantenme fuerte que pueda ayudar al débil.
Mantenme con los ánimos levantados para que pueda tener palabras 
de aliento para otros. Amén...






El amor es paciente, es benigno, el amor no es celoso ni envidioso, el amor no es presumido, ni orgulloso, no es arrogante ni egoísta ni grosero, no trata de salirse siempre con la suya, no es irritable ni quisquilloso, no guarda rencor, no le gustan las injusticias y se regocija cuando triunfa la verdad. El que ama, es fiel a ese amor cueste lo que le cueste, siempre confía, espera lo mejor y lo defiende con firmeza...




¡¡Sabias que no existen Almacenes de BESOS , Supermercados de ABRAZOS, no hay Bares donde vendan una gota de AMOR, no hay lugares donde den AFECTO, ni Restaurantes donde alimenten la AMISTAD... Lo que sí existe es una persona que te aprecia y quiere mucho, y te desea lo MEJOR del mundo, y ESA PERSONA SOY YO!!








Si algún día tienes ganas de llorar, llámame no te prometeré hacerte reír pero si llorare contigo. Si algún día quieres salir corriendo, no tengas miedo de llamarme, no te prometeré hacerte parar pero si correré contigo. Si algún día no quieres escuchar a alguien, llámame, prometeré estar ahí contigo y quedarme callad@. Y si algún día yo llamo esperare que hagas lo mismo. Te quiero mucho. Y recuerda l@s verdaderos amig@s siempre están ahí,aunque no se vean,ni se hablen a diario...



En nuestras vidas algunas veces encontramos personas, incluid@s amig@s, que no aportan nada bueno. Personas que sólo saben criticar y ver lo malo en los demás. Son personas llenas de rabia, rencor y envidia. DECIDE NO ACEPTAR ESAS PERSONAS NEGATIVAS, QUE NO APORTAN NADA BUENO A TU VIDA Y QUE TERMINARAN CONTAGIÁNDOTE DE SU AMARGURA .
Y si te pregunta porqué te alejas de ella, se lo dices con palabras muy claras: “Tú me haces daño, no aportas nada bueno a mi vida, me robas mi paz y mi tranquilidad, la envida nunca es sana, el rencor sólo engendra más odio, rencor y mucha amargura, quiero ser feliz, disfrutar de la vida, ver el mundo con buena vibra, y eso junto a ti nunca lo voy a lograr. "
Y rodéate de personas de buenos sentimientos, dulce amorosa, positiva y sencilla, esa es la gente que VALE...





                        


¡Madre! ¡Un día fuiste hija!... 
¡Otro día fuiste madre!... 
¡Después fuiste abuela!... 
¡Y hoy día eres bisabuela!... 
Benditos títulos que Dios te dio, 
Títulos que sólo Él sabe cuándo los da 
Y a quién se los da y que hoy nos da la dicha 
Y el privilegio de tenerte a nuestro lado 
Y poder disfrutarte y cobijarnos en tu regazo 
¡Y bajo tus grandes brazos de gran madre! 
¡Te amo mami!










Señor no me dejes orar para ser protegid@ de los peligros, sino para ser valiente para enfrentarlos. No me dejes pedir alivio para mi dolor sino para tener el coraje de soportarlo. No me dejes buscar aliados para las batallas de la vida, sino aprender a confiar en mi propia fuerza, que no me ponga ansioso esperando estar a salvo, sino tener paciencia para conquistar mi libertad. Haz que no sea cobarde a pesar de contar siempre con Tu misericordia. Y que esté al alcance de Tu mano en los momentos de derrota... Amén.





Había una vez una rosa muy bella, se sentía de maravilla al saber que era la rosa más bella del jardín. Sin embargo, se daba cuenta de que la gente la veía de lejos...Se dio cuenta de que al lado de ella siempre había un sapo grande y oscuro, y que era por eso que nadie se acercaba a verla de cerca. Indignada ante lo descubierto le ordenó al sapo que se fuera de inmediato; el sapo muy obediente dijo: Está bien, si así lo quieres. Poco tiempo después el sapo pasó por donde estaba la rosa: y se sorprendió al ver la rosa totalmente marchita, sin hojas y sin pétalos. -Le dijo entonces: Vaya que te ves mal. ¿Qué te pasó?La rosa contestó: Es que desde que te fuiste las hormigas me han comido día a día, y nunca pude volver a ser igual. El sapo solo contestó:Pues claro, cuando yo estaba aquí me comía a esas hormigas y por eso siempre eras la más bella del jardín.

Moraleja:

Muchas veces despreciamos a los demás por creer que somos mas que ellos,más bellos o simplemente que no nos "sirven" para nada.
Todos tenemos algo que aprender de los demás o algo que enseñar, y nadie debe despreciar a nadie.
No vaya a ser que esa persona nos haga un bien del cual ni siquiera estemos conscientes.
No hagamos acepción de personas, por su aspecto. Dios creo con el mismo amor a la rosa que al sapo.














Un maestro oriental, cuando vio como un escorpión se
 estaba ahogando, decidió sacarlo del agua.
Cuando lo hizo, el alacrán lo picó. Por la reacción al
 dolor, el maestro lo soltó, y el animal cayó al agua y
 de nuevo estaba ahogándose.

El maestro intentó sacarlo otra vez, y otra vez el
 escorpión lo picó.

Alguien que había observado todo, se acercó al maestro
 y le dijo: "Perdone... ¡pero usted es terco! ¿No entiende
 que cada vez que intente sacarlo del agua lo picará?".

El maestro respondió: "La naturaleza del escorpión es
 picar, y eso no va a cambiar la mía, que es ayudar".
Y entonces, ayudándose de una hoja, el maestro
 sacó al animalito del agua y le salvó la vida.
¡¡No cambies tu modo de ser si alguien te hace daño;
 sólo toma precauciones. Algunos persiguen la felicidad,
otros  la crean!!






Un ángel no nos escoge, Dios nos lo asigna.
Un amigo nos toma de la mano y nos acerca a Dios.
Un ángel tiene la obligación de cuidarnos.
Un amigo nos cuida por amor.
Un ángel te ayuda evitando que tengas problemas.
Un amigo te ayuda a resolverlos.
Un ángel te ve sufrir, sin poderte abrazar.
Un amigo te abraza, porque no quiere verte sufrir.
Un ángel te ve sonreír y observa tus alegrías.
Un amigo te hace sonreír y te hace parte de sus alegrías.
Un ángel sabe cuando necesitas que alguien te escuche.
Un amigo te escucha, sin decirle que lo necesitas.
Un ángel, en realidad es parte de tus sueños.
Un amigo, comparte y lucha por que tus sueños,
sean una realidad.
Un ángel siempre esta contigo ahí, sabe extrañarnos.
Un amigo, cuando no esta contigo, no solo te extraña,
también piensa en ti.
Un ángel vela tu sueño.
Un amigo sueña contigo.
Un ángel aplaude tus triunfos.
Un amigo te ayuda para que triunfes.
Un ángel se preocupa cuando estas mal.
Un amigo se desvive porque estés bien.
Un ángel recibe una oración tuya.
Un amigo hace una oración por tí.
Un ángel te ayuda a sobrevivir.
Un amigo vive por ti.
Para un ángel, eres una hermosa misión que cumplir.
Para un amigo, eres un tesoro que defender.
Un ángel, es algo celestial.
Un amigo es la oportunidad de conocer lo más
hermoso que hay en la vida,"el amor y la amistad".
Un ángel quiere ser tu amigo.
Un amigo, sin proponérselo, también es tu Ángel.


Un simple abrazo nos enternece el corazón; nos da la bienvenida y nos hace más llevadera la vida.
Un abrazo es una forma de compartir alegrías así como también los momentos tristes que se nos presentan.
Es tan solo una manera de decir a nuestros amigos que los queremos y que nos preocupamos uno por el otro porque los abrazos fueron hechos para darlos a quienes queremos.
El abrazo es algo grandioso.
Es la manera perfecta para demostrar el amor que sentimos cuando no conseguimos la palabra justa.
Es maravilloso porque tan sólo un abrazo dado con mucho cariño, hace sentir bien a quien se lo damos, sin importar el lugar ni el idioma porque siempre es entendido.
Por estas razones y por muchas más…Hoy te envío mi más cálido abrazo...


No cuesta nada, pero crea mucho.
Enriquece a quienes la reciben, sin empobrecer a quienes la dan.
Ocurre en un abrir y cerrar de ojos, y su recuerdo dura a veces para siempre.
Nadie es tan rico que no la necesite y nadie tan pobre que no pueda enriquecerse por sus beneficios.
Crea la felicidad en el hogar, alienta la buena voluntad en los negocios y es la contraseña de los amigos.
Es descanso para los fatigados, luz para los decepcionados, sol para los tristes y el mejor antídoto contra las preocupaciones.
Pero no puede ser comprada, pedida, prestada o robada, porque es algo que no rinde beneficio a nadie, a menos que sea brindada espontánea y gratuitamente.
Y si encuentras a alguien que esté demasiado triste o cansado para darte una sonrisa, brindale una de las tuyas; porque nadie necesita tanto una sonrisa como aquél a quien ya no le queda ninguna que dar.

A eso de caer y volver a levantarte,de fracasar y volver a comenzar,de seguir un camino y tener que torcerlo,de encontrar el dolor y tener que afrontarlo.A eso no le llames adversidad, llámale sabiduría.A eso de sentir la mano de Dios y saberte impotente,de fijarte una meta y tener que seguir otra,de huir de una prueba y tener que encararla,de planear un vuelo y tener que recortarlo,
de aspirar y no poder,de querer y no saber,de avanzar y no llegar.
A eso no le llames castigo, llámale enseñanza.A eso de pasar juntos días radiantes,días felices y días tristes,días de soledad y días de compañía.A eso no le llames rutina, llámale experiencia.A eso de que tus ojos miren y tus oídos oigan,tu cerebro funcione y tus manos trabajen,tu alma irradie, tu sensibilidad sienta, y tu corazón ame.A eso, no le llames poder humano, llámale milagro divino...



Algunas veces encuentras en la vida
una amistad especial:
ese alguien que al entrar en tu vida
la cambia por completo.
Ese alguien que te hace reír sin cesar;
ese alguien que te hace creer

 que en el mundo existen 
realmente cosas buenas.
Ese alguien que te convence
de que hay una puerta lista
para que tú la abras.
Esa es una amistad eterna.

Cuando estás triste
y el mundo parece oscuro y vacío,
esa amistad eterna levanta tu ánimo
y hace que ese mundo oscuro y vacío
de repente parezca brillante y pleno.
Tu amistad eterna te ayuda
en los momentos difíciles, tristes,
y de gran confusión.
Si te alejas,
tu amistad eterna te sigue.
Si pierdes el camino,
tu amistad eterna te guía y te alegra.
Tu amistad eterna te lleva de la mano
y te dice que todo va a salir bien.

Si tú encuentras tal amistad
te sientes feliz y lleno de gozo
porque no tienes nada de qué preocuparte.
Tienes una amistad para toda la vida,
ya que una amistad eterna no tiene fin.








Tus brazos siempre se abrían cuando quería un abrazo. Tus ojos tiernos se endurecían cuando me hacía falta una lección. Tu fuerza y tu amor me guiaron y me dieron alas para volar. Eres la única persona del mundo, que siempre está de forma incondicional. Si te rechazo, me perdonas. Si me equivoco, me acoges. Si los demás no me aceptan,tu me abres una puerta. Si estoy feliz, celebras conmigo. Si sufro, tu sufres. Eres mi amiga incondicional.
Una madre es capaz de dar todo sin recibir nada. De querer con todo su corazón sin esperar nada a cambio. Una madre sigue teniendo confianza en sus hijos cuando todos los demás la han perdido...
Mi madre encuentra la felicidad cuando yo la encuentro. Cuando yo vivo algo hermoso, lo vive a través de mi experiencia. Mi madre ora por mí, incluso cuando yo sólo oro por mi. Mi madre me daría el mundo entero si fuese capaz. Gracias Mamá...



Esta es una historia verídica, léelo por favor es hermosa...

Alguna vez haz sentido la urgencia de orar por alguien y simplemente lo pones en una lista y dices, Orare por él después.

O alguien alguna vez te ha llamado y te ha dicho "Necesito que ores por mi, lo necesito"

Lee la siguiente historia que me fue enviada y podría cambiar tu forma de pensar de la oración y también la forma de oración.

"MILAGRO EN LA JUNGLA"

Un Misionero en su emoción contó esta historia verídica mientras
visito su iglesia en Michigan...

"Mientras servia en un pequeño hospital en África, cada dos semanas yo viajaba en bicicleta a través de la jungla a una ciudad cercana para comprar provisiones. Esta era una jornada de dos días y requería acampar en la noche a la mitad del camino.

En una de esas jornadas, llegué a la ciudad donde planeaba sacar mi dinero del banco, comprar medicinas y provisiones, y después comenzar mis dos días de jornada de regreso al hospital.
En mi llegada a la ciudad, observé dos hombres peleando, uno de ellos había sido seriamente herido. Le curé sus heridas al mismo tiempo aproveche y le hable de nuestro Señor Jesucristo. Entonces,
viaje por dos días, acampando en la noche, y llegué a casa sin incidente. Dos semanas después Yo repetí mi jornada. Cuando llegué a la ciudad, fui abordado por aquel joven hombre que había
curado. El me dijo que sabia que llevaba dinero y provisiones.
Prosiguió diciéndome: algunos amigos y yo te seguimos hasta la jungla, sabiendo que tu ibas a acampar en la noche.

Nosotros planeamos matarte y tomar tu dinero y medicinas. Pero justo cuando íbamos a atacar tu campamento, vimos que estabas custodiado por 26 guardias armados". En eso comencé a reír y le dije que ciertamente estaba solo en el campamento de la jungla. El joven hombre apunto y me dijo, "No señor, No estabas solo,vi los guardias. Mis cinco amigos también los vieron y nosotros los contamos. Fue por esos guardias que nosotros nos asustamos y te dejamos tranquilo.'"

Cuando el misionero contó esto en el sermón, uno de los hombres de la congregación se puso de pie e interrumpió el mensaje y le preguntó si el le podría decir exactamente que día sucedió esto.

El misionero le dijo a la congregación el día y el hombre que interrumpió le contó esta historia:
"En la noche de tu incidente en África, aquí era por la mañana y yo estaba preparándome para irme a jugar golf.
Estaba a punto de salir cuando sentí la urgencia de orar por ti.
De hecho, la urgencia de el Señor era tan fuerte, que llame a varios hombres de la iglesia para que nos encontráramos aquí en el santuario para orar por ti. "Podrían los hombres que se reunieron
conmigo aquí ese día ponerse de pie?"

Los hombres que se reunieron ese día se pusieron de pie. El misionero se sintió confundido cuando el hombre comenzó a contar los hombres y al contarlos...Eran 26."

Esta historia es un increíble ejemplo de como el Espíritu de el Señor se mueve de manera misteriosa. Te invito a enviar este mensaje a cuantas personas conozcas. Si nosotros dejamos que esto toque nuestro corazón podremos cambiar el mundo hacia Cristo una vez mas.
Como lo muestra esta verdadera historia, "Con Dios todas las cosas son posibles" y mas importante, como Dios escucha y contesta las oraciones de los creyentes. Después de leerlo pásalo a los demás y dale a Dios las gracias por el bello regalo de tu fe, por el poderoso regalo de la oración y por los muchos milagros que Él hace en nuestra vida diaria...
¡Dios te bendiga!
Hay Tres cosas en la vida que una vez que pasan, nunca regresan:
El Tiempo.
Las Palabras.
Las Oportunidades
Hay Tres cosas en la Vida que pueden destruir a una persona:
El Enojo
El Orgullo
No Perdonar
Hay Tres cosas en la vida que usted nunca debe perder:
La Paz.
La Honestidad
La Esperanza
Hay Tres cosas en la vida de mayor valor:
El Amor
La Familia y los Amigos
Hay Tres cosas en la vida que no son seguras:
El Éxito
La Fortuna.
Los Sueños.
Hay tres cosas en la vida que forman a una persona:
La Sinceridad.
El Compromiso.
El Trabajo Duro.
Hay tres Divinas Personas que son verdaderamente constantes:
EL PADRE
EL HIJO
EL ESPÍRITU SANTO
Le pido a DIOS que te bendiga, te guíe y te proteja a través de tu camino...
El amor de DIOS siempre estará contigo, Sus promesas son verdaderas...
Cuando le entregues a DIOS tus preocupaciones, Él te estará mirando y te llevará hacia adelante...














Señor, ayúdame a decir la verdad delante de los
 fuertes. Y a no decir mentiras para ganarme el 
aplauso de los débiles.
Si me das fortuna, no me quites la felicidad.
Si me das fuerza, no me quites la razón.
Si me das éxito, no me quites la humildad.
Si me das humildad, no me quites la dignidad.
Ayúdame siempre a ver el otro lado de la medalla.
No me dejes inculpar de traición a los demás por 
no pensar como yo.
Enséñame a querer a la gente como a mi mismo 
y a juzgarme como a los demás.
No me dejes caer en el orgullo si triunfo, ni en la
 desesperación si fracaso.
Mas bien recuérdame que el fracaso es la experiencia
 que precede al triunfo.
Enséñame que perdonar es lo mas grande del fuerte
y que la venganza es la señal primitiva del débil.
Si me quitas la fortuna, déjame la esperanza.
Si me quitas el éxito, déjame la fuerza para triunfar
 del fracaso.
Si yo le fallara a la gente, dame valor para 
disculparme.Si la gente me falla , dame valor para
 perdonar.
Señor, si yo me olvido de ti, no te olvides de mi...


















Le pedí fuerzas a Dios para poder llegar
más lejos, y me hizo débil para que
aprendiera humildemente la obediencia...
Le pedí salud para poder hacer grandes
cosas, y me hizo frágil para que hiciera
cosas mejores...
Le pedí riquezas para poder ser feliz,
 y medio la pobreza para que pudiera 
ser sabio...
Le pedí poder para ser admirad@ por mis
semejantes, y me dio la debilidad, para 
que pudiera sentir la necesidad de Dios...
Le pedí todas las cosas para gozar de la
vida, y me fue dada la vida para disfrutar
 de todas las cosas... No tengo nada de lo que
 pedí, pero me diste todo lo  que necesitaba. Mis 
silenciosas plegarias fueron escuchadas.
GRACIAS SEÑOR...








Perdí un juguete que me acompañó en mi infancia ...
Pero gané el recuerdo de quien me hizo ese regalo.
Perdí mis privilegios y fantasías de niñ@ ...
Pero gané la oportunidad de crecer y vivir libremente.
Perdí a mucha gente que quise y amo todavía ...
Pero gané el cariño y el ejemplo de sus vidas.
Perdí momentos únicos de la vida porque lloraba en vez de sonreír...Pero gané descubriendo que es sembrando amor como se cosecha amor.
Yo perdí muchas veces y muchas cosas en mi vida ...
Pero junto a ese "perder" hoy intento el valor de "GANAR".
¡¡ Porque siempre es posible luchar por lo que amamos...Y siempre hay tiempo para empezar de nuevo!!




Estoy en la edad en que puedo:
Gritar sin miedo lo que pienso...
Hacer lo que deseo, sin miedo al fracaso, o lo desconocido...
Pues tengo la experiencia de los años vividos y la fuerza de la convicción de mis deseos.
¡Qué importa cuántos años tengo!
¡No quiero pensar en ello!
Pues unos dicen que ya soy viejo, y otras que estoy en el apogeo.
Pero no es la edad que tengo, ni lo que la gente dice, sino lo que mi corazón siente y mi cerebro dicte.
Tengo los años necesarios para gritar lo que pienso, para hacer lo que quiero, para reconocer yerros viejos, rectificar caminos y atesorar éxitos.
Ahora no tienen porqué decir:
¡Estás muy joven, no lo lograrás!
¡Estás muy viejo, ya no podrás!
Tengo la edad en que las cosas se miran con más calma, pero con el interés de seguir creciendo.



Tengo los años en que los sueños, se empiezan a acariciar con los dedos y las ilusiones se convierten en esperanza.
Tengo los años en que el amor a veces es una loca llamarada,
ansiosa de consumirse en el fuego de una pasión deseada.
Y otras es un remanso de paz, como el atardecer en la playa.
¿Qué cuantos años tengo?
No necesito con un número marcar, pues mis anhelos alcanzados, mis triunfos obtenidos, las lágrimas que por el camino derramé al ver mis ilusiones truncadas...
¡Valen mucho más que eso!
¡Qué importa si cumplo cuarenta, cincuenta o sesenta!
Pues lo que importa: ¡Es la edad que siento!
Tengo los años que necesito para vivir libre y sin miedos.
Para seguir sin temor por el sendero, pues llevo conmigo la experiencia adquirida y la fuerza de mis anhelos.
¿Qué cuantos años tengo?
¡Eso a quien le importa!
Tengo los años necesarios para perder el miedo y hacer lo que quiero y siento.

Autor: José Saramago


Una mujer exquisita no es aquella que más hombres tiene a sus pies, sino aquella que tiene uno solo que la hace realmente feliz.
Una mujer hermosa no es la más joven, ni la más flaca, ni la que tiene el cutis más terso o el cabello más llamativo, es aquella que con tan sólo una sonrisa y un buen consejo puede alegrarte la vida.
Una mujer valiosa no es aquella que tiene más títulos, ni más cargos académicos, es aquella que sacrifica su sueño por hacer felices a los demás.
Una mujer exquisita no es la más ardiente, sino la que vibra al hacer al amor solamente con el hombre que ama.
Una mujer interesante no es aquella que se siente halagada por ser admirada por su belleza y elegancia, es aquella mujer firme de carácter que puede decir NO.
Y un hombre, un hombre exquisito es aquel que valora una mujer así.
Autor: Gabriel García Márquez
La vida está llena de experiencias y vivencias, tanto positivas como negativas. En nuestro corazón se aloja todo cuanto vivimos con pasión, lo bueno y lo malo. A veces las cosas malas que nos han pasado ocupan demasiado sitio en nuestro corazón.

Pero hay esperanza, pues al igual que en nuestros hogares, la limpieza y el orden es posible, y nuestro corazón también requiere de dicho cuidado. Si aprendemos a desechar lo malo podremos disfrutar al fin de cada día que vivimos…

Hoy empecé limpiando mis papeles y notas, tirando las cosas que no me sirven pero que guardaba quién sabe porqué, cosas de las que me costaba deshacerme pese aparentemente no me aportaban nada. Finalmente me animé a tirarlas y pensando en ello me di cuenta que con nuestra mente y corazón nos ocurre lo mismo:

Siempre estamos guardando muchas cosas en nuestro corazón, cosas como el daño que una vez nos hicieron, las veces que tuvimos que recoger los pedazos de nuestro corazón, motivos de lágrimas que mojaron nuestra almohada, noches de insomnio por no poder resolver tareas pendientes, y todo malos sentimientos que guardamos dentro de nosotras mismas… A lo largo de la vida acumulamos innumerables cosas innecesarias o que incluso llegan a sernos perjudiciales, cosas que no nos dejan ver la luz. Nuestra vida podría llegar a ser mejor si sacamos de ella esas cosas que acumulamos y sólo estorban.

A muchas personas les pasa como si cada día algo malo les ocurriese, sufren una pérdida diaria, sienten que los días son grises, y es que no pueden ver más allá de los problemas que tienen porque ya están a tope con todo cuanto les sucede y ha sucedido, durante años han acumulado experiencias negativas, y ya no pueden ver más allá. En momentos así hay que saber detenerse y hacer un balance, empezar a valorar si realmente merece la pena seguir con cargando con esas cosas o si es mejor dejarlas a un lado, tirarlas, desecharlas y empezar de nuevo sin los rencores y frustraciones que no nos permiten seguir o mirar hacia adelante.

Cuando tenemos un corazón limpio de buenos sentimientos hay espacio para poder llenarlo de nuevo de amor, de más comprensión y paciencia hacia nuestros seres que nos rodean. Debemos dejar las culpas a un lado si no queremos sentirnos tan miserables en la vida. Hoy mismo es un buen día para cambiar esas actitudes y dar un paso a la felicidad, porque no importa cual injustas puedan ser las cosas que tengamos que estar cargando, sí somos capaces de limpiarnos de las malas actitudes que hemos guardado.

Cuando hemos acumulado porquerías en nuestro corazón, todo cuanto nos rodea se ve afectado por ello. Hemos alejado a nuestras amistades, nuestra pareja e incluso nos hemos alejado de Dios. Todo esto lo podemos recuperar, nuestras vidas pueden volver a tener sentido, pueden volver a tener luz… pero hemos de darles cabida a estas cosas, debemos limpiarnos para hacer lugar a las cosas buenas que la vida nos da.

Los recuerdos siempre serán parte nuestra, pero hay que mirarlos como lo que son, simplemente "recuerdos". Es bonito recordar, incluso llorar por las cosas que un día nos hicieron sonreír, se puede vivir con esos sentimientos que siempre ocuparan un espacio en un rincón de nuestro corazón , pero también estando muy claras que sólo son eso: recuerdos.

Limpiemos nuestras heridas así como limpiamos nuestro hogar que siempre queremos que se vea limpio y ordenado. Si tienes un lugar en el que puedas estar tranquila escuchando suaves melodías que te den paz, un lugar en el que puedes estar en un silencio que sólo te pertenece a ti, ve a ese lugar y pasa ese tiempo personal contigo misma. Dedícate el tiempo que sea necesario, luego levántate y vuelve con una actitud buena y dispuesta a querer ver la vida a colores.

Nuestro cuerpo es como nuestra casa, si la mantenemos en orden, incluyendo nuestros sentimientos, siempre quedará más espacio para llenarlo con lo mejor de nosotras, la amistad, la comprensión, paz, amor, y buenas intenciones. Sólo así lograremos un perfecto equilibrio en nuestra vida.

Nunca es bueno guardar los malos sentimientos, sobretodo si te hacen daño, como los celos, la ambición, el egoísmo, las malas actitudes con tus seres amados… saca todo eso y tíralo, que todo quede limpio y dispuesto a recibir lo que Dios con tanto amor nos ha regalado.

Entrega amor, compasión y perdón para que seas perdonada por tus faltas. Todas las personas somos imperfectas, todas hemos cometido errores, pero no hay nada que no podamos superar si así lo deseamos. Por esa razón es muy bueno deshacernos de todo, que la maldad no haga su morada en nuestro corazón.

¿No encuentras formas para recuperar tu corazón herido por el amor? Este es el más doloroso de los recuerdos que siempre tenemos en nuestro corazón, sólo vívelo, nadie lo podrá hacer por ti, es un luto que llevará un tiempo, no es fácil querer tirar lo que tanto se amó, pero sí podemos tener ganas de volver a empezar de nuevo con nuestras vidas y con nuestro deseo de que la limpieza llegue también a nuestro interior, quizás un día no muy lejano estés preparada para volver a recibir lo que hoy encuentras imposible.

Tú puedes lograrlo. Shoshan













Dios, te doy las gracias por todas las bendiciones recibidas.
Gracias por tener la luz en mi pensamiento que me hace ser muy 
comprensible con todo lo que me rodea. Por toda esta vida que tengo como
 oportunidad para encontrarme a mi mismo. Por mi cuerpo y por todo lo 
material que me rodea. Por el amor que recibo de ti, Padre.
Dios, mi gratitud por todas las bendiciones, por lo tranquilo y
 centrado que estoy, por la familia que amo y cuido.
Por el amor y la compasión, por la buena salud que me acompaña.
Por los ratos felices que tanto disfruto y por los momentos 
tristes que me avisan que tengo que cambiar mi pensamiento.
Gracias Dios por todas las bendiciones. Gracias Dios por darme la vida.
Mil gracias Dios Amor Espíritu en mi. Mil gracias Dios, Amor, Espíritu 
en mi.Te doy las gracias por mi salud, mis éxitos, y por la salud de mi
 familia, amigos, allegados y lejanos. Gracias Dios por las bendiciones. 
Por el éxito de todas esas personas que amo, aunque no las conozca. Gracias te 
doy por el despertar de todos, porque ahora ya sabemos quienes somos.
 Gracias Dios por las bendiciones. Gracias por tanta felicidad, por tanta alegría, 
por tanto amor a todos mis hermanos. Gracias Dios por las bendiciones.
Gracias por la naturaleza, por los árboles, los mares, las tierras, los desiertos, por
 los atardeceres y los amaneceres. Por las tristezas y alegrías, lo claro y lo oscuro, 
por lo blanco y lo negro. Gracias Dios por las bendiciones. Gracias Dios por 
darme la vida. Gracias, gracias mi Dios... Todos los días son para manifestar 
nuestra gratitud, para agradecer lo que tenemos en estos momentos...






Gracias madre por las enseñanzas que me diste a lo largo de mi vida, pues gracias a ellas ahora también sé ser madre.
¡Gracias madre!
Gracias madre, por también haber sido un gran apoyo en mi propia tarea de ser madre, pues me has asistido y ayudado cuando más lo necesitaba.
Gracias madre,
pues gracias a ti he podido formar mi propia familia; a ti te debo que mi propia descendencia, que es también la tuya, tengamos lo que tenemos, y seamos lo que somos.

Sé que no siempre ha sido fácil ser mi madre, por lo que te pido perdón por cualquier daño que hubiese podido causarte.

Agradezco a Dios que aún te tengo, pues hoy sé que a una madre siempre se le necesitará, aunque ya esté una grandecita, como yo.

Dios te bendiga, mamá.
Cuando alguien te dice “QUE DIOS TE BENDIGA” no solo te está deseando lo mejor para ti, sino que también está actuando en favor suyo. Pues cuando Bendices a alguien, también atraes el favor de Dios hacia ti. El efecto de la Bendición es multiplicador, ya que es dado por Dios a sus Hijos.
Dios te Bendice.




Cuenta la historia que una vez se reunieron en un lugar de la tierra, todos los sentimientos y cualidades de los seres humanos.

Cuando el Aburrimiento había bostezado por tercera vez, la Locura, tan loca como siempre, les propuso: - ¿por qué no jugamos al escondite?
La Intriga levantó la ceja intrigada y la Curiosidad sin poder contenerse preguntó: ¿Qué es eso? ¿Y cómo lo haremos?
Es un juego, explicó Locura, en el que yo me tapo los ojos y comienzo a contar desde uno hasta un millón mientras ustedes se esconden. Cuando yo haya terminado de contar, el primero de ustedes a quien encuentre ocupará mi lugar para continuar el juego.
El Entusiasmo y la Euforia bailaban y saltaban, al igual que Alegría y terminaron por convencer a la Duda, e incluso a la Apatía, a la que nunca le interesaba nada.
Pero no todos quisieron participar, la Verdad prefirió no esconderse, ¿para qué? si al final, a la corta o a la larga, siempre la encuentran. La Soberbia opinó que era un juego tonto, aunque en realidad lo que le molestaba, era que la idea no se le había ocurrido a ella.
Cobardía prefirió no arriesgarse y Locura comenzó a contar, uno . . . dos. . . tres. . .
La primera en esconderse fue la Pereza que, como siempre, se dejó caer tras la primera piedra del camino.
La Fe subió al cielo y la Envidia se escondió tras la sombra del Triunfo que, con su propio esfuerzo había logrado subir a la copa del árbol más alto.
La Generosidad casi no alcanzaba a esconderse, cada sitio que hallaba le parecía maravilloso para alguno de sus amigos. ¿Un lago cristalino? ideal para la Belleza; ¿la hendidura de un árbol? perfecto para la Timidez; ¿una ráfaga de viento? magnífico para la Libertad. Así que terminó por ocultarse en un rayito de sol.

El Egoísmo, en cambio, encontró un sitio muy bueno desde un principio; ventilado, cómodo, pero sólo para él.
La Mentira se escondió en el fondo del océano (mentira, la verdad es que se escondió detrás del arco iris) y la Pasión y el Deseo en el centro de un volcán. El olvido...no recuerdo dónde se escondió. Y así, uno tras otro fueron encontrando su lugar ideal.



Cuando la Locura contaba 999.999, el Amor aún no había encontrado sitio para esconderse, pues todo se encontraba ocupado. Hasta que de pronto divisó un rosal y enternecido, decidió esconderse entre sus flores.
Locura llegó al millón y empezó a buscar. La primera que encontró fue a la Pereza, sólo a tres pasos de una piedra. Luego escuchó vibrar los volcanes y encontró a la Pasión y el Deseo.
En un descuido encontró a la Envidia y pudo deducir fácilmente dónde estaba el Triunfo.
De tanto caminar, la Locura sintió sed y al acercarse al lago descubrió a la Belleza, allí al lado encontró sentada en la orilla del lago a la Duda, aún sin decidir dónde esconderse.
Así fue encontrando a todos, el Talento entre las hierbas frescas, la Angustia en una cueva oscura, a la Mentira detrás del arco iris (falso, ella se había escondido en el fondo del océano). Y hasta el Olvido, que ya se había olvidado que estaba jugando, pero sólo el Amor no aparecía por ningún lado.
La Locura buscó detrás de cada árbol, en cada arroyo, en la cima de las montañas y cuando estaba por darse por vencida divisó un rosal, tomó una orquilla y comenzó a mover las ramas, cuando de pronto un doloroso grito se escuchó.
Las espinas habían herido los ojos de Amor, Locura no sabía qué hacer para disculparse, lloró, rogó, pidió perdón, imploró y hasta prometió ser su lazarillo. Desde entonces, desde la primera vez que se jugó al escondite en la tierra.
¡¡El amor es ciego y algunas veces la locura siempre lo acompaña!!







Si no recibes amor, si estás quedando en el olvido, si tu pareja no te aprecia, si todo son críticas hacia ti y si todo quedó en promesas incumplidas que el viento se llevó… entonces recibes menos de lo que mereces y necesitas.Muchas veces descuidamos el amor, lo dejamos abandonado, dejamos de pensar en nuestra pareja, y acaba importándonos únicamente aquellos problemas que tenemos.

Cuando esto pasa, cada cual en la pareja tiende a alejarse del otro, sus corazones se distancian y todo acaba en promesas incumplidas… Se cae en forma muy triste, supone mucho tiempo de esperas que se vuelven eternas, de planes y sueños que al final quedan en la nada…

- Sólo promesas al viento-




Es difícil recuperar el tiempo que se va, pero lo más triste del amor, es que aunque cada persona ama de distinta forma, siempre esperamos que nos amen como nosotros amamos.

Pero eso es muy difícil, sólo tú sabes amar de esa manera; cuando ya sientes vacío y ausencia de amor, entonces es momento de alejarse, de pensar que las palabras no eran tales, así que a volver a vivir y empezar la vida sin esa persona.

Nadie debe dejarte sin ganas de nada, la persona que pierde es la que se va, porqué tú nunca te has ido, sólo que no te supieron apreciar, hay que dar olvido a esa relación…

Nadie que te haga sentir mal te merece...
Shoshan.







Tu amigo es aquel que siendo leal y sincero, te comprende; el que te acepta como eres y tiene fe en ti, el que sin envidia reconoce tus valores, aquel que te estima y elogia sin adularte; el que te ayuda desinteresadamente y no abusa de tu bondad; el que con sabios consejos te ayuda a construir y pulir tu personalidad; el que goza con las alegrías que llegan a tu corazón.

Tu amigo, es el que sin penetrar en tu intimidad, trata de conocer tu dificultad para ayudarte; el que sin herirte, te aclara lo que entendiste mal o te saca del error; el que levanta tu ánimo cuando está caído; el que con cuidados y atenciones quiere menguar el dolor de tu enfermedad; el que te perdona con generosidad, olvidando tu ofensa. El que ve en ti un ser humano con alegrías, esperanzas, debilidades y luchas.

Ese es el amigo verdadero,si lo descubres...

¡¡ Consérvalo como un tesoro !!


Subscribe to RSS Feed Follow me on Twitter!