Uno de los requisitos básicos para vernos perfectamente
 bien, es lograr tener una sonrisa blanca y deslumbrante.Lamentablemente los tratamientos de blanqueamiento en muchos casos son caros y perjudiciales para nuestra salud oral, ya que contienen productos químicos perjudiciales que resultan ser tóxicos,abrasivos y muy dolorosos.
Antes de decirte los efectivos remedios caseros y fáciles de realizar en casa, te voy a recomendar cepillarte los dientes todos los días, si es posible después de cada comida, entre-comidas, y bebidas saborizantes tales como, jugo, refresco, café entre otros; ahora para avanzar mas rápido, te recomiendo también que aumentes el consumo de manzanas verdes y lechuga, o sea, esto ayudara a que tus dientes luzcan siempre impecables.

Aquí te dejare dos recetas caseras que nunca fallan:

La piel del plátano o cambur:
1. Toma la piel de un plátano o cambur que este bien maduro, ya que estos tienen la mayor cantidad de potasio y si usas el interior de la piel “la parte blanca”, y frotarla suavemente en tus dientes durante unos minutos contra tus dientes.
Los minerales que esta parte interior del plátano o cambur contiene potasio y magnesio, y estos son absorbidos por los dientes, al instante veras como se produce un blanqueamiento natural.



Debes realizar este procedimiento dos veces al día,después del almuerzo y por la noche antes de dormir, ojo si blanqueas el número de veces por día ni pienses que tus dientes van a blanquear más rápido simplemente hazlo normalmente como te explique hace un momento.

Cerezas:
2. Moler en la licuadora 7 cerezas con todo y semillas. Después vuelve a licuar las pero con limón y menta, después de hacer esto lo usaras para cepillarte con ese puré normalmente y diariamente al menos 2 veces al día. Los ingredientes de esta receta hará su trabajo y enseguida empezaras a sentir frescura y luminosidad.
La fruta de la cereza es mejor conocida como “la súper fruta”, tiene incontables propiedades tales como, vitaminas C, E, potasio, magnesio, hierro, ácido fólico, entre muchos otros minerales; Pero la sonrisa de los chicos y chicas que prueben esta receta van a lograr un sueño, si aplicas esta receta a tu rutina.




Ingredientes:


2 tazas de pan molido
2 tazas de leche líquida
4 huevos
1 Taza de Azúcar
1/2 taza de Leche condensada
6 cucharadas de margarina o mantequilla (manteca como se le conoce en otros países)
1 cucharada de vainilla
Pasitas al gusto

Preparación:

En un bol, pon a hidratar el pan con la leche líquida. Debes dejarlo un buen rato. Mientras tanto, toma 1/2 taza de azúcar y colócala en una olla junto con 1/4 de taza de agua, llévala a fuego medio hasta que se haga un caramelo ligero. Una vez que tengamos el caramelo listo forraremos el molde donde vamos a hornear la torta.
En otro bol, mezclaremos la mantequilla con el azúcar hasta obtener una crema casi blanca. Seguidamente, le iremos incorporando los huevos 1 a 1 y batimos para integrar todo muy bien, le agregamos la vainilla y si queremos un toque de canela y de licor. Ahora, con una paleta o cucharón de plástico iremos incorporando la mezcla del pan poco a poco de forma envolvente junto con las pasitas.
Finalmente, lo vertemos en el molde y lo llevamos al horno a unos 150 C por 45 minutos. Al sacarla del horno la debemos dejar reposar unos 15 minutos y desmoldarla cuando aun esté tibia para que no se seque demasiado el caramelo.
Algunas variaciones:
Dentro de la riqueza de nuestra gastronomía he visto que hay lugares donde le colocan queso blanco duro a la preparación. Queda muy rico si les gusta la mezcla de dulce y salado.



Debemos ser sincer@s y leales en todo tiempo. Recuerda que la confianza no tiene garantía cuando se pierde... Cuando alguien pierde la confianza en otro, recuperarla siempre es un acto de fe, no de razón. El respeto se gana, la honestidad se aprecia, la confianza se adquiere y la lealtad se devuelve.





Subscribe to RSS Feed Follow me on Twitter!